Esta web utiliza COOKIES de terceros para garantizar su correcto funcionamiento.     más información      aceptar

TORNEO EN LA INDIA

Crónica de Helena Covarrubias sobre su experiencia en la India
Mon Jan 14 19:54:00 CET 2013

Helena Covarrubias en IndiaTras un pequeño susto de última hora sobre el lugar de desarrollo del torneo y después de varios ajustes en cuanto a los viajes ya está todo listo para vivir una experiencia inolvidable en Pune, India.

Primer torneo fuera de España, y tras varias horas de avión aterrizamos en Nueva Delhi, considerada una de las ciudades más pobladas y caóticas. Un gran cambio pero para guiarme en esta semana tenía una gran persona Rajat Kapoor, al que desde aquí doy las gracias por todo.

Tras una breve ceremonia religiosa de cumpleaños y coches agobiándonos por todos lados.  Rajat y yo partimos en tren a Pune, sede del torneo, donde nos reuniríamos con los demás árbitros.

Nueva Delhi parecía una ciudad muy distinta a lo que conocemos. La pobreza inunda las calles, mientras las vacas escuálidas pasean sin problemas por la ciudad. Los monos corren por los cables del teléfono y la religión está presente en cada esquina.

Pero no hablemos ya de eso en pocos minutos y tras casi un día de viaje en tren llegamos a Pune. Una ciudad más calmada pero igual de religiosa. Aunque hay pequeñas comunidades cristianas y musulmanas la mayoría de la población india es hinduista. La religión hinduista es politeísta y prohíbe la matanza de animales ya que para ellos son rencarnaciones de sus dioses. Por tanto la comida estaba basada principalmente en verduras, arroz y mucho picante. Otra cosa sorprendente es la riqueza de los templos que contrasta con la pobreza de la población.

La actitud de la gente fue lo que más me sorprendió, las personas se preocupaban mucho por ti e intentaban ayudarte en todo lo posible, y lo más curioso era lo protectores que eran con las mujeres, era difícil ver una mujer sola por la calle o trabajando ya que siempre iban en grupo.

Pero sin duda el torneo fue lo mejor conocer a otros árbitros, tener la suerte de poder compartir su experiencia y tiempo con ellos y junto a Pablo, un amigo a partir de entonces, fue impresionante. Tuve la ocasión de hacer de base por primera vez y de conocer un poco mejor el funcionamiento de un torneo WTA. Por eso doy las gracias a Leena Geshkar, jefa de árbitros, Nitin Kannamwar, juez de silla y responsable del arbitraje en la India, y todos los compañeros con los que compartí momentos inolvidables.

Quiero dar las gracias especialmente a Rajat Kapoor que me ayudó mucho, intento que mi estancia fuese lo mejor posible y me trato como una hija.

También quisiera agradecérselo a la CMAT por darme la oportunidad y especialmente a Javier Sansierra por confiar en mí.

 

Helena Covarrubias

Comparte este contenido en Redes Sociales: